Arrebato

“Todo comienza con aquel instante, hace un centenar de años, cuando el tren entró a la estación. La gente asimiló las películas, al igual que el público gritaba lleno de excitación, y en verdad se encogía, cuando la locomotora parecía dirigirse hacia ellos. Hasta el momento en que la llegada de la televisión vació las salas cinematográficas, en la visita semanal al cine se aprendía (o se trataba de aprender) a caminar, a fumar, a besar, a pelear, a sufrir. Las películas daban indicaciones acerca de cómo ser atractivo, por ejemplo (…)  Pero fuera lo que se aprendiese en ellos era sólo una parte de la vivencia más amplia que consiste en perderse en los rostros, en las vidas que no son la propia: es la manifestación del deseo más inclusiva encarnada en la experiencia del cine. La más intensa era sencillamente entregarse, dejarse llevar por lo que ocurría en la pantalla. Se deseaba que la película arrebatase.

La primera condición para sentirse arrebatado era la abrumadora presencia física de la imagen. Y las condiciones de ir al cine garantizaban la experiencia. Ver una gran película sólo por televisión es como no haberla visto realmente (Lo mismo puede decirse de los telefilmes, como Berlin Alexanderplatz de Fassbinder, y las dos partes de la serie Heimat, de Edgar Reitz) No se trata sólo de la diferencia de dimensiones: la superioridad de la imagen mayor de la sala comparada con la pequeña de la caja en casa. Las condiciones de atención a la película en un ámbito deméstico son absolutamente irrespetuosas. Puesto que las cintas ya no tienen un tamaño único, las pantallas caseras pueden ser tan grandes como la pared del salón o el dormitorio. Pero se sigue estando en un salón o en un dormitorio, solo o acompañado por familiares. Para sentirse realmente arrebatado, se ha de estar en una sala cinematográfica, sentado en la oscuridad entre gente anónima.”

Un siglo de cine, Susan Sontag, Cuestión de énfasis (Alfaguara, 2007)

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Reflexiones

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s